BODA NOMINADA AL LIBRO GUINNESS

Las bodas, bautizos, cumpleaños, aniversarios, baby showers y los funerales no son actividades de mi predilección. Mi esposa siempre me ha dicho que soy antisocial. Y opino que no está muy lejos de la realidad. Debe ser que prefiero las reuniones con amigos y familiares íntimos. Me fascina la soledad y el silencio pues así es cuando puedo escribir, leer o pintar a mis anchas.  Bueno, pero a Norma y Sixto, mis casi hermanos no podía rechazarles su invitación, la cual acepté con mucho honor y placer.

Esta boda por sus curiosidades podía ser nominada para entrar en el libro de Guinness. Veamos a que me refiero y luego ustedes juzguen por su cuenta.

  1. Norma Arleen, alias Tata, la novia, y Roberto José, el novio, ya tienen una niña hermosa de tres años. Además están esperando otra niña dentro de tres meses. En resumen, está boda no es de dos, sino de tres y medio.
  2. El traje de la novia era para una mujer embarazada, ni en las boutiques ni tiendas tradicionales en Puerto Rico y Estados Unidos era posible encontrarlo. Navegaron por la Internet y encontraron un traje espectacular en la China. Y aunque suene a broma, llegó empaquetado en una envoltura tan pequeña que Tata y Norma quedaron estupefactas cuando de aquel paquete en miniatura salió un traje digno de una reina. Los chinos son la hostia en bicicleta como dirían los jíbaros.
  3. El novio está viviendo fuera de la Isla, ya que se entrena en la difícil carrera de boxeador en los Estados Unidos y vino para casarse, pasar su luna de miel y regresar al entrenamiento. Como bien explicó, el va a convertirse en campeón, y ofrecer a sus tres mujeres lo mejor de sus éxitos.
  4. En el local se fue la electricidad en más de tres ocasiones. Todos miraban al novio en espera que saliera despavorido de los nervios pero sonreía cada vez que se iba la luz. Sabía que con luz o sin ella ese sería el día más feliz de su vida.
  5. La ceremonia se atrasó por dos horas y media. No, la novia había llegado y el galán también. La dama de honor y otra de las doncellas del séquito fueron las que se perdieron en el camino. No encontraban como llegar al lugar. Se recomendó en tono de broma hasta poner unas sustitutas y luego con Photoshop colocar a las originales si es que no llegaban. Gracias a Dios llegaron. La próxima vez regalen un GPS a estas damiselas.
  6. En el desfile, la flower girl, la hija de los novios se abochornó y Norma terminó siendo la porta flores de mayor edad en una boda en Puerto Rico, y con un traje provocativo, exquisitamente escotado.
  7. El padre de la novia al entregarla se puso nervioso y se le encajó el velo en la diadema de la corona. La madre de la novia ayudó a su marido a poner el tul en su lugar con gracia y disimulo. Solamente el noventa por ciento de los presentes nos percatamos del incidente.
  8. El padre del novio fue el pastor que llevó a cabo la ceremonia matrimonial. ¡Qué gran orgullo y emoción para ambos! No todos tienen la bendición de ser casado con la mujer de sus sueños por su propio padre y viceversa.
  9. Al declararlos marido y mujer, el novio con mucha insistencia solicitó a su papá a que ordenara el beso. Está tan enamorado, es como si nunca la hubiese besado. ¡Caray qué enchule Robert!
  10. En la boda no había un fotógrafo oficial asignado, pero además de dos o tres fotógrafos sin licencia con cámaras excelentes, estaban todos los invitados, con teléfonos celulares, iphone, ipad detrás, delante, a los lados de los novios compitiendo por quién sacaba las mejores fotos de esta pareja de tortolitos.
  11. El bartender de la recepción, era el más eficiente y simpático que haya conocido, además de contar con un grado de maestría en recursos humanos y haber ocupado puestos altos en las esferas gubernamentales. No sabía de bartenders con tanta educación y experiencia gerencial. Eso se lo debemos al impacto de la Ley 7 en Puerto Rico.
  12. El coctel de bienvenida, entremeses y la cena, sencillamente perfectos.
  13. Los arreglos de las mesas eran maravillosos, finos y muy creativos. En cada uno además de estar repletos de rosas, habían fotos emotivas de la pareja montadas con mucho estilo y elegancia.
  14. El bizcocho estaba adornado con unas figuras singulares, ella luciendo su pipita y él con los guantes de boxeo sobre sus hombros. Además entre los novios estaba una niña representando a su tesoro de hija.
  15. El brindis fue ofrecido por un dúo, un hermano de cada familia, Tina, la chica con el rostro más hermoso de la noche y José Alberto, un joven elegante. Fue un contraste encantador, ella habló breve y leyó de un papelito, al estilo del pasado y él leyó de su teléfono celular, muy tecnológico, una historia graciosa y a la vez emotiva.
  16. La frase de la noche la dijo la madre de la novia al felicitar y darle su bendición a la pareja. Mirando con ternura a su hija exclamó: “Si tú eres feliz, yo soy feliz”. Sin lugar a dudas, la prueba de amor más grande que una madre puede darle a su hija. El nivel de empatía que solamente puede sentir una persona que nos ama con autenticidad y sin condiciones.
  17. La revelación de la noche como bailarina, fue la abuela de la novia que no dejó un minuto de mover las caderas y sus hombros al ritmo de reggaetón, salsa, merengue, bachata, hasta los anuncios los bailaba. Sola o acompañada. Por cierto, el novio estuvo pendiente a que la abuela de la novia siempre tuviese parejo. Definitivamente, el hombre sabe como ganarse el corazón de la familia.
  18. En términos de genealogía, se encontraban reunidas cuatro generaciones de la familia.
  19. Por último y no menos importante, la presencia de Santa Claus para ofrecer servicios de guardería fue excelente. Agradecidos a Miguel por viajar desde el Polo Norte para atender a nuestros pequeñines.

Recogeremos las firmas necesarias, enviaremos el vídeo, así como las fotos de evidencia para que esta boda pase a formar parte del libro de Guinness como la boda de más curiosidades en Puerto Rico. La petición será llevada a las facilidades de la famosa organización en trineo por el propio Santa Claus. Para terminar con una nota seria, la boda estuvo sensacional. Se respiraba dentro de los nervios típicos de las nupcias, el auténtico amor que se tienen Tata y Robert. Gracias por dejarnos compartir con ustedes este momento único y a Norma y Sixto por hacernos sentir como siempre, parte de su familia.  ¡FELICIDADES!

Advertisements

About edwincolonpagan

Autor del libro "Mi Peor Enemigo Soy Yo". Pintor, cuentista, planificador profesional, profesor universitario y motivador. 101% Puertorriqueño.
This entry was posted in Uncategorized. Bookmark the permalink.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s