La vejez

Viaje sin ecos
vaporizan recuerdos
vidrios opacos.

Entro perdido
eterno holocausto
en mis inciertos.

Jarabe amargo
juntase con el dulce
jugo de errores.

Envejecer
existencial dilema
entre los jóvenes.

Zumo del cielo
zorro viejo santigua
zigzag del tiempo.

Posted in Uncategorized | Leave a comment

Tornado de plástico

Salimos de la oficina del cardiólogo. Nos fuimos de excursión. A mi pareja le fascinaba visitar a nuestros muertos en el cementerio. Sus padres y los míos comparten sus nichos con los tíos en el camposanto. Debido a la proximidad del domingo de madres, decidimos visitar a nuestras féminas. Compramos las flores al viejito frente a la entrada e iniciamos el protocolo. Como parte esencial del acto sacaba fotos de cada mini encuentro. La repartición de flores a las amortajadas inició a las nueve en punto. En pocos minutos se terminó la solemnidad. 

El reloj marcaba las 9:11. Antes de salir, dio un viraje y regresó a la tumba de mi madre.

—Nene, se me olvidó retratar las flores de tu mamá. Y tú, como siempre, ni me avisaste.

—Eso no es importante, cariño.

—Para mí, sí.

Ella parecía desorientada. Con la mirada perdida pues no encontraba la ubicación del nicho. Al fin llegó, pero para nuestro asombro las flores no estaban.

—¡Qué raro! ¿Sería el viento o el obrero de mantenimiento que las recogió? Ni rastro de las flores ni del trabajador.

Le dije de broma que la muerta se las había tragado, pues mi madre detestaba las flores artificiales. Entendía que era de mal gusto y una falta de respeto, no importara la ocasión. Ella sin pensarlo dos veces, se bajó del carro y le puso otro ramo de flores sobre la lápida.  Regresó rápido al carro. Bajó el cristal de su puerta y gritó:

—Elisa, si esas tampoco te gustan, trágatelas también. 

Nos dio un mal de risa. Las carcajadas inundaron la parte trasera del carro. Luego prendimos el motor. De pronto, comenzaron a caer pétalos de plásticos sobre el cristal delantero del coche. Al fijar la vista en el retrovisor se divisaba un pequeño tornado de desperdicios de colores que salía como un géiser de la tumba de mi madre.

Tuvimos que ir a sala de emergencia nuevamente. Reaparecieron los síntomas del infarto.

Posted in Uncategorized | 3 Comments

¿Mafia Institucional o Cartel de Corrupción?

¿Todavía alguien en su sano juicio se atreverá a poner en entredicho las palabras de la familia Maldonado y de la licenciada López Mulero con la aseveración de que hay una mafia institucional que campea por su respeto en nuestra isla?

El devastador huracán María, el escándalo del famoso chat, la salida abrupta del gobernador de turno, los temblores de la zona sur y la terrible pandemia del Covid 19 no fueron suficientes para golpear nuestra dignidad y hacernos tambalear de tristezas y dolor. Ahora se destapa un vil patrón para saquear los recursos naturales en nuestra isla ubicado específicamente en nuestras costas.

La bofetada de Will Smith en los premios Oscar se queda chiquita con la que nos está dando el gobierno a todos los puertorriqueños sin distinción de credo, nivel académico, raza, preferencia sexual o partido político. Aquí no se salva nadie, perdemos todos, porque todo pasa como si nada estuviese ocurriendo. No hay peor enemigo al éxito que aceptar ser conformista o mediocre. Nuestro país jamás podrá echar hacia adelante con tanto listo haciéndose pasar por tonto.

Como planificador y profesor universitario sé que el desarrollo económico es vital en un país, máxime en quiebra, pero no puede ser a costillas de perder nuestros recursos en las zonas de reservas naturales y sobre todo perder nuestra dignidad de pueblo como si esto fuese aceptable.  

Lo triste es que esto lleva pasando hacen décadas y nuestros líderes, si es que se merecen así ser llamados, se hacen de la vista larga. El dinero y el poder fomenta el silencio de las agencias fiscalizadoras, tanto las estatales como las federales. Ni se diga la responsabilidad de las administraciones municipales que pasan la papa caliente como si ellos no fueran los principales responsables por velar lo que sucede en sus municipios.

Si no es mafia, entonces, tenemos un grupo de soquetes gobernándonos que se merecen no una bofetada, sino nuestro rechazo rotundo por las burradas que los siguen distinguiendo históricamente.

Lo de Salinas es un crimen garrafal, pero aquí se han y se siguen violentando las leyes y las zonas protegidas alrededor de nuestras costas desde hace unas décadas. ¿País de ley y orden? ¡Que asco por Dios! ¡Qué dolor existencial! ¿Cómo se atreven afirmar con su boquita de comer semejante mentira?

Posted in Reflexiones | Tagged | Leave a comment

DISTANCIA

Destila el sol

siete lágrimas grises

de mi arcoíris.

Imploro al cielo 

que las nubes condensen

tu azul regreso.

Sales de arena

enlutadas sazonan

el aire seco.

Trata humana

negro polvorín tóxico

asfixiándome.

Ángel perdido

se evapora mi niño

recién nacido.

Naufraga la fe

en el mar de sudores

ahogándose.

Camufla a mi hijo

la sombra del desierto

alba incolora.

Inconsolable

espejismos de abrazos

cariños huérfanos.

Ante su ausencia

fallezco sin colores en la distancia.

Posted in Uncategorized | 2 Comments

Rompecabezas

rompecabezas
Rosas de plástico
siembras en mi desierto
violas la nada.

Oxigenando
al estambre marchito
despedazado.

Mustia hojarasca
riega amargas semillas
sobre el carpelo.

Pistilo virgen
mendiga savia dulce
del recio vástago.

Enamorado
que solo picas flores
lanzas el polen.

Clorofila eres
y sazonas mis partes
con tus migajas.

Anestesiando
la madura corola
entumecida.

Bella garúa
rocía mis caricias
de soledades.

Entre silencios
forma, color, raíces
sigo cautiva.

Zumba la abeja
poliniza mi ovario
atolondrado.

Anidan sueños
todos mis laberintos
de embriones muertos.

Senil y estéril
ovulo desflorados
rompecabezas.

Nota: Este poema ganó MENCIÓN DE HONOR en el Certamen internacional de siglemas: Di lo que quieres decir 2019. Se encuentra en la Antología de siglemas 575 de la editora Patricia Schafer Roder. https://siglema575.blogspot.com/2019/09/laudo-y-premiacion-del-5to-certamen.html

Posted in Uncategorized | 3 Comments

Entrevista sobre el : El escondite perfecto

Ya salió la entrevista sobre mi nueva novela corta: El escondite perfecto. Una novela histórica y sicológica que se inicia en el año 1825 con el viaje de la balandra La Favorable desde la isla de Lanzarote a Puerto Rico y finaliza luego del año 2018 con el último descendiente de la duquesa Lucrecia Estrada Marín en el ático de una vieja casona en la ciudad de Montevideo, Uruguay. Los reto a disfrutar esta breve narración de apenas 95 páginas y dilucidar si los fantasmas son verdaderos entes paranormales o son producto de la imaginación del heredero. Entra a este enlace de Letra Minúscula, la editorial española que me ayudó a autopublicar la pieza literaria.

Entrevista a Edwin Colón, autor de “El escondite perfecto”

Y lean la novela les encantará… Abrazos a todos

Posted in Uncategorized | Tagged , , , , | Leave a comment

Apocalipsis

2019-06-02 17.18.19 (1)

Ninguno de nosotros tres se imaginaba que serías crucificado. Peor aún, que siglos después, el líder de los Estados Unidos, la nación más poderosa del Mundo, iba a ser tu enemigo más temible.

Baltazar y Melchor me recomendaron que solicitara por las Redes Sociales su crucifixión. Pero creo que no es una buena idea. Es capaz, que también resucita y al final nos jodemos todos.

Posted in Microcuentos | Tagged , , , , , | Leave a comment

El crucifijo

Después de la pesadilla, salí despavorido a comprar un crucifijo. Nunca me han gustado las cruces, ni cuando era creyente. Eso de cargar un hombre muerto en una cruz, con una corona de espinas, lleno de clavos, no es propio para un ateo.

Hoy me despertó el maldito gene de la superstición. Así que sin remedio, busqué uno que se viera original y que no fuera de oro, las pretensiones no las tolero. En contra de mi natura, lo llevé a la iglesia y el padre lo bendijo.

Desde que lo uso como amuleto, el fantasma que me trataba de asfixiar de madrugada con la almohada trasparente, desapareció.

Posted in Microcuentos | Tagged , , , , | Leave a comment

¿Quién gobierna nuestras emociones y sentimientos, el cerebro o el corazón?

¿Quién gobierna nuestras emociones y sentimientos, el cerebro o el corazón?

El afirmar que es el corazón el que decide y controla nuestra inteligencia emocional y sentimientos y no el cerebro es una falacia. El cerebro dónde no solo radica nuestra habilidad, destreza, control y dominio de todo, ha sido relegado y medido por el razonamiento lógico y matemático por el hombre común y por los seudo románticos. Alegando una realidad al corazón que ningún músculo puede poseer o generar.

El corazón recibe y bombea sangre a todos los órganos del cuerpo para mantener su funcionamiento saludable y eficiente. Pero ojo, es el cerebro el que ordena, controla y dirige todo en nuestro organismo, incluyendo las funciones y actividades de nuestro corazón.

El cerebro entre otras:
1. procesa imágenes a gran velocidad, en fracciones de segundos.
2. siempre está funcionando y aprendiendo para así generar fuentes de energía y movimiento. Es un error decir que solamente utilizamos el 10% de nuestro cerebro, como si el 90% restante estuviese apagado. Pamplinas, hasta cuando descansamos, meditamos o dormimos el cerebro está funcionando a capacidad.
3. influye en todas las decisiones, en especial, en dar amor y reconocimiento a otros como la imposición de castigos.
4. es una base química del cerebro donde se generan nuestras emociones y sentimientos.
5. procesa y define el miedo, así como el establecimiento de las prioridades.
6. los recuerdos y la memoria que son la base principal de nuestra vida están en el cerebro no en el corazón.
7. las palabras y el leguaje se sintonizan en el cerebro.
8. la oxitocina es una hormona que se le responsabiliza de nuestras emociones y sentimientos se genera en el cerebro. Así, el pensamiento positivo, la amistad, el amor, el odio y los placeres y tristezas nacen en el celebro.
9. es el único organismo del cuerpo que carece de nociceptores o receptores del dolor.
10. Tiene dos hemisferios o zonas, izquierdo y derecho, el izquierdo relacionado con el razonamiento lógico y matemático y el derecho con la creatividad y la imaginación.

Entonces, para todo hay que usar el cerebro, o sea la razón. De modo, que a esta vida que es breve, en promedio de 76 años aproximadamente, aunque para los yoga sobrepasa los 100 años la domina el proceso de razonamiento. La vida a pesar de ser breve es compleja. No hay dos seres humanos iguales, ni los gemelos idénticos que son semejantes solamente en sus rasgos físicos. Y muy posible, si los examinamos, bien no son idénticos para nada.

En el reto de ser feliz, nos topamos con decenas y decenas de personas en nuestra vida. Todos son únicos, por más que deseamos pensar que son casi igual que nosotros al pensar o sentir igual. De la misma forma, aunque podemos controlar nuestro cuerpo físico y gran parte de nuestras emociones y sentimientos, jamás podemos controlar ni dominar a otra persona. La naturaleza de nuestro ser no da márgenes para eso.
Por otro lado, necesitamos que las personas que nos acompañan nos hagan sentir bien, nos ayuden a crecer profesional y personalmente. Debemos confiar en ellos en la medida de lo posible. Esto es, no incluye el compartir nuestros secretos, miedos, intimidades, en especial, si sabemos que tarde o temprano somos dueños de lo que callamos y esclavos de lo que decimos. Sea en la intimidad del hogar, trabajo o templo religioso. Creo que todos ya entendimos que el Facebook como otras herramientas de redes sociales son peligrosas. No hay que sacarlas de contexto para hacer daño o que nos hagan daño, cada ser humano por ser único, interpreta de modo peculiar cada imagen o pensamiento.

De la misma manera, cuando compartimos de forma confidencial algo con nuestros familiares o amigos íntimos o parejas, hemos perdido el control o dominio de esa información. Es un Facebook en miniatura. No tienes la puta idea de qué, cómo, cuándo y dónde compartirá dicha información. Y lo más peligroso, de que, en este intercambio, interpreta, edita o modifica tu versión. Puedes controlar conscientemente la información o datos que deseas compartir. Pero una vez compartida, ya no es tuya, no pueden controlar las consecuencias de esa decisión. Es un ser humano igual que tú, sin el don o la capacidad de mantener la boca realmente cerrada cuando se trata de opiniones, eventos o intimidades de terceros que han confiado en nosotros para relajarse o buscar apoyo.

Así, que la vida luego de estar a punto de llegar a mis 63 años, aprendí que la discreción es la clave del éxito en cualquier situación. De la misma manera que no debemos compartir cierta información sensitiva de nuestros problemas con otros, mucho menos, compartir los secretos e intimidades de las personas que se abrieron a nosotros para buscar apoyo.

No le eches la culpa al corazón, el no piensa, el solo recibe y bombea sangre. Es el cerebro, tu arma invencible que decide contigo hasta dónde llegas con los demás y viceversa. Es él, el que delinea y define el curso de acción de todos tus deseeos y fantasías.

 

Posted in Uncategorized | Tagged , , , , | Leave a comment

El Globo

Llegué a recoger a mi hermana Betty y su esposo Joey a su apartamento en el sector de Isla Verde: “¡Uber!, dije en voz aguda”. Ambos miraron a la entrada y se sonrieron a carcajadas. Abrazos y besos. Joey con una banda en su brazo derecho completaba la imagen visionaria de lo que se perfilaba como un viaje sin precedentes, un viaje a lo desconocido.

Habíamos decidido previamente que viajaríamos al Lago Dos Bocas en Utuado y luego seguiríamos por ahí para que mi cuñado y hermana se disfrutaran un poco las bellezas de la isla. Así fue, prendieron sus GPS en sus celulares y nos dirigimos al lago.  La atmósfera era hermosa, un cielo azul nos invitaba a la expedición. Lamentable, el huracán María había destruido las facilidades y la decena de restaurantes que ofrecían sus manjares a las orillas del hermoso lago. Para nada nos desmotivamos. Betty sacó su arsenal de galletitas Ritz y pan pita de ajo, chips de plátanos, humus, fresas, aceitunas negras, quesos gourmet franceses, agua, servilletas de papel, servilletas finas de tela con unas bellas mariposas bordadas y mantelitos de tela color blanco para completar el picnic improvisado. Ella entendió que íbamos para un lago, así que se preparó mejor que una girl scout. Betty tiene clase, hasta para los pasadías.

Joey se desvivió por compartir estos víveres con los empleados de gobierno que vigilaban las instalaciones que permanecían cerradas con una cintas amarillas con el letrero “no pase”. Pero como boricuas al fin, no le hicimos caso a las cintas. Entramos por dónde estaban sentados los dos empleados y una señora de la vecindad. Los empleados nos invitaron a ver los pececitos en el lago y nos sentamos en una de las mesas bajo una estructura de madera golpeada por María con su particular techo roto. Claro, visitamos los baños, antes que nada. Baños muy limpios y con servicio de agua.

El lago era para nosotros cuatro. La serenidad del paisaje y las garzas pescando en el lago era digna de un documental para promocionar la isla. Triste que nuestro gobierno, luego de un año no haya hecho nada por mejorar las facilidades. Mi cuñado Joey, no entendía cómo dejamos que nuestros recursos, una joya invaluable para el turismo y mejorar la economía, se abandone de una forma tan irresponsable. ¿Cómo estos empleados pueden sobrevivir en este escenario tan desmotivador,viendo como se pierde esta riqueza natural? Definitivo, las prioridades en nuestro país son otras. No es de sorprenderse, si los servicios de seguridad, salud y educación están desatendidos, qué se podía esperar de los asuntos de recursos naturales, comercio y turismo.

Pero, fuera de este dolor por nuestro país, fue una hermosa mañana, tranquila para disfrutar con mi familia. Rosana se enfocó en los selfis y en las fotos de los pájaros y peces. Maravillosa la mañana. Luego de una hora, salimos para Rincón según sugerencias de Joey. Pero de camino en la ruta 10 decidimos cambiar la dirección y visitar Jayuya y el famoso Globo. Aquí los GPS estaban tan desorientados como nosotros, el Globo se divisaba desde la bajada del lago, pero luego se esfumó ante nuestras miradas. Nos perdimos un rato y luego la conductora Rosana y el copiloto Joey, definían cuál era la ruta más corta para seguir mientras parloteábamos de todos los temas. Después del lago, llegamos a Utuado, visitamos la Plaza y hasta bailamos salsa que se escuchaba desde uno de los establecimientos comerciales. Una plaza muy pintoresca con una estatua de un indio espectacular. Salimos nuevamente detrás del famoso Globo. En el camino, conseguimos almorzar, pasta, pernil, arroz blanco, habichuelas, ensalada y ricos postres.

La carretera 111 estaba repleta de curvas y cráteres. Un viaje difícil y tenso, en especial, para Betty que no transitaba por los campos de Puerto Rico desde su juventud. Joey se recordó de sus viajes por la isla cuando era más joven. Rosana se graduó como conductora y yo pendiente para que no cayera en los rotos de la tortuosa carretera por más de una hora. Parecía interminable y el famoso Globo Aerostático no se veía por ningún lado. Entre curvas nos detuvimos en frente a un restaurante para solicitar orientación. El joven mesero, nos dio un mapa del área y explicó que eran 15 minutos hasta la entrada de Jayuya y 45 minutos adicionales hasta llegar al Globo. ¡OMG, el Globo estaba más lejos de lo que creíamos! Nada, respiramos, y nuestro espíritu aventurero no se desvaneció. Aprovechamos para disfrutarnos el paisaje, digno de reyes caribeños. A la verdad que somos bendecidos con la isla más bella del universo.

Por fin llegamos a la entrada de Jayuya con su famoso mural de la Bandera y la frontera de descanso. Nos tiramos por la carretera para Jayuya, pero el puente estaba cerrado, así que tuvimos que bordear nuevamente el área. Llegamos al restaurant La Casona, hermoso lugar para tomar una pausa. Nos orientaron que faltaban 40 minutos y que era una carretera empinada. Decidimos no llegar al Globo y reprogramar una visita a Jayuya, hospedarnos una noche para poder ir tranquilos al buscado Globo. Cuando buscábamos la ruta de regreso, la más corta era por Ciales y adivinen, era obligatorio, pasar muy cerca del Globo.

No vayan a pensar que sufrimos en el viaje. Para nada, fue divertido, repleto de paisajes hermosos, verde que te quiero verde y un poco de lluvia para no olvidar que estamos en una isla del Caribe. Más curvas, más rotos, aunque un camino menos peligroso y ondulado que el de la carretera 111. Le dijimos adiós al Globo, o mejor decir hasta la vista baby. Una fabulosa excusa para volver a Jayuya con mi hermana y cuñado. Y saciar ver y montarnos en el Globo, si el clima y la ventolera esta vez lo permiten.

Nota: Todas las fotos fueron tomadas por Rosana Medina Peraza, la piloto de la Gira al Globo. Aprovecho para dar las gracias a mi hermana Betty y a mi cuñado Joey por su grata compañía.

Posted in Uncategorized | 2 Comments